Terapia Gestalt- una filosofía de vida

La Terapia Gestalt es una terapia perteneciente a la psicología humanista (también conocida como “Tercera Fuerza”), la cual se caracteriza por trabajar para desarrollar el potencial humano, no sólo para tratar enfermos.

La Terapia Gestalt nació en la década de 1940 con la publicación del libro “Ego, Hunger and Aggression: A Revision of Freud’s Theory and Method” (Durban, 1942) escrito por Fritz Perls y Laura Perls. Aunque más conocido por el subtitulo The Beginning of Gestalt Therapy(de la edición de 1966).

Yo soy yo, Tú eres Tú
 Tú haces lo Tuyo, Yo hago lo Mío, 
 Yo no vine a este mundo para vivir
 de acuerdo a tus expectativas
 Tú no viniste a este mundo para vivir
 de acuerdo con mis expectativas
 Yo hago mi vida, Tú haces la tuya
 Si coincidimos, será maravilloso
 si no, no hay nada que hacer.

Fritz S. Perls (1893-1970)

La publicación, en 1951, de “Gestalt Therapy: Excitement and Growth in the Human Personality”, (conocido también como PHG, por las iniciales de sus autores), y escrito por Paul Goodman y el catedrático de psicología de la Universidad de Chicago, Ralph Hefferline, a partir de un manuscrito de Fritz Perls, establece las bases fundamentales de la terapia Gestalt.

Las bases de esta terapia son:

  • El aquí y ahora: vivir y sentir el presente. Vivir y sentir la realidad.
  • El darse cuenta (“awareness”, en inglés): es el paciente quien ha de darse cuenta de lo que le pasa. Sólo se necesita ser consciente para cambiar, si se quiere, una conducta.
  • Aceptar lo que uno es: no buscar ídolos, no aceptar los “deberías”, ser responsable de los propios actos.
  • Enfatizar en el cómo o en el para qué, más que en el porqué: ¿Cómo me siento?, ¿Cómo me siento en esta situación?, ¿Cómo me siento ahora?, ¿Para qué estoy haciendo esto?, ¿Para qué me sirve sentirme de este modo?

También es importante el uso de la primera persona, puesto que una de las fortalezas de la Terapia Gestalt es, como se ha mencionado, el asumir la responsabilidad de nuestros propios pensamientos, sentimientos y acciones: el paciente no tiene que ocultarse usando un sujeto colectivo. Por ejemplo, al decir “los jóvenes bebemos mucho” en vez de “yo bebo mucho” se hace uso del plural, y por lo tanto se desvía la responsabilidad personal.

El Terapeuta Gestáltico tiene la función de guiar al paciente para que se haga consciente de su situación (el darse cuenta). Hay una interacción de yo, tú, nosotros; se rompe la dicotomía médico-paciente.

Más información en la Asociación Española de Terapia Gestalt

About these ads

Acerca de Patricia Conde

No creo en la escasez sino en la abundancia; no quiero competir sino compartir;no creo en la rivalidad sino en el amor; no creo en las limitaciones sino en el ser humano. Creo que hay algo aún más grande por llegar y quiero compartirlo contigo.
Esta entrada fue publicada en Salud y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s